Not seeing a Scroll to Top Button? Go to our FAQ page for more info.

lunes, 28 de diciembre de 2009

CODULA FUILI


Al día siguiente del descenso del Orbisi, decidimos pasar menos frío y descender el Codula Fuili, un barranco completamente seco situado muy cerca de nuestro apartamento en Cala Gonone, zona con mejores temperaturas. Es un barranco sencillo, de iniciación, pero bien encajado en su tramo intermedio y con un bonito final. Además, puede combinarse con el descenso de la Poltrona, una gran vertical situada en la cercana deportiva de Cala Gonone.

Puede hacerse con dos coches, aunque con uno se disfruta de una bella aproximación y los tiempos no se alargan en exceso. Desde Dorgali, llegaremos al pueblo de Cala Gonone por la carretera SP26. Justo a la entrada veremos una rotonda de piedra: en ella giraremos a la derecha por la Via R. Laconi, y más abajo volveremos a girar a la derecha por la avenida Viale del Bue Marino, que seguiremos hasta el final. Allí dejaremos el coche y veremos abajo la cala Fuili, el final de nuestro descenso. Actualmente los últimos 500 metros de esta vía están en obras, por lo que hay que dejar el coche un poco antes.
















Bajaremos al cauce seco del torrente, y tomaremos el sendero que parte desde su orilla derecha hidrográfica, indicado con una baldosa de cerámica con la inscripción "Bue Marino Cala Jlune". Seguiremos este sendero unos quince minutos, hasta llegar a una bifurcación muy evidente en la que continuaremos por la derecha. El sendero sube sin descanso hasta llegar a un collado con buenas vistas. A la derecha se ve despejado e invita a bajar, pero el sendero continúa recto y pasa cerca de una cabaña tradicional sarda, a la que podemos echarle un vistazo. De vez en cuando, el sendero está indicado con marcas grabadas en la roca en forma de triángulo dentro de un círculo, y también con algunos hitos. A partir de aquí, el camino avanza llaneando y finalmente baja al cauce del Fuili. El acceso nos habrá llevado 1h 15 min. aproximadamente.













El descenso empieza suave, con pequeños desniveles. Un par de rápeles de 4-5 metros, destrepes y unos quince minutos de progresión por un cauce en el que encontraremos más de una cueva.
















Poco a poco el torrente se cierra, se estrecha. Un rápel de 6 metros nos conduce a otro de 21, con pasamanos por la repisa derecha.








































Estamos ya en la zona más encajada del barranco. Un destrepe da paso a un rápel de 16 metros en una zona en la que las altas paredes dejan pasar la luz justa.



































Tras esto, un bloque encajado y las paredes empiezan a separarse, a dejar entrar la luz. Aún haremos un último rápel de 7 metros; después nos quedará progresar por el cauce, ahora ya bastante más abierto.





















Después de algo más de media hora de camino, llegaremos a la bonita playa de cala Fuili; un bonito descenso con un bello final. Buscad la oportunidad de descender este barranco cuando su playa no esté llena de bañistas.
























A lo largo del tramo final del descenso veremos muchas cuevas a izquierda y derecha y a diferentes alturas. Algunas están en proceso de exploración, y tienen una verja en su entrada para impedir el acceso.

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails